▷【Texto publicitario】➜ Qué es, características y cómo hacer uno Skip to content
Tipos de texto

Texto publicitario: qué es, características y cómo hacer uno

El texto publicitario tiene una función principal que es la de convencer o persuadir a sus lectores para que consuman un producto. También se suele utilizar para dar a conocer un producto sin estar vendiéndolo directamente.

El texto publicitario se puede redactar en base a diferentes. Puede ser como texto argumentativo (porque expone motivos para que el lector consuma un producto), como texto descriptivo (da detalles del producto) y como texto narrativo (cuando se cuenta una poco de la historia del producto).

También tiene dos principios fundamentales que lo caracterizan, que son la economía y la cercanía al receptor. Así puede conseguir llamar la atención del lector, de una forma abreviada, directa y sobre todo interesante.

Cuáles son las características del texto publicitario

Para crear un texto publicitario llamativo y que cree interés en el lector se utilizan ciertas funciones:

  • Localizadora: En el texto se pretende fijar ciertas imágenes para dar mayor impacto.
  • Complementaria: Cuando no se tiene una imagen, el texto es el encargado de aportar toda la información.
  • De intriga: La información se va dando de a poco, en diferentes entregas. Así se despierta la atención del lector.
  • Identificadora: Presenta de manera sencilla al producto.

Son varios los recursos que se emplean cuando se redacta un texto publicitario. El objetivo principal es conseguir un llamado de atención al lector para que se convierta en consumidor. Con frecuencia se utilizan elementos como la hipérbole, la metáfora, los juegos de fonemas, la sinestesia, los neologismos o el tono exhortativo.

Cómo se origina el texto publicitario

El texto publicitario tiene su origen ya en la antigüedad con los mercaderes anunciaban sus productos o para publicitar los espectáculos teatrales o los festejos deportivos.En 1925, surge el primer tratado de publicidad, que traza las características del anuncio: que sea visto, que sea leído, que sea confiable, que sea recordado y que provoque la acción del comprador.

En la línea de la concreción de estas características surgieron algunas funciones de la publicidad como las de captar la atención, mantener el interés, despertar el deseo y provocar la acción. Con la televisión y, más recientemente, con la informática, la creatividad publicitaria descubre constantemente nuevos elementos, formas y técnicas para inducir y moldear la voluntad del consumidor, que se convence de las ventajas de un producto, aunque no esté dentro de sus necesidades de adquisición.

Con el texto publicitario, la publicidad se basa en un modelo de discurso rápido, eficaz, sugestivo y persuasivo. Puede surgir en los más diversos medios, como la televisión, la radio, la prensa escrita, los paneles, la Internet, la de correo, los catálogos o los transportes. Para llamar y sostener la atención del potencial consumidor, la publicidad ha desarrollado un proceso de seducción a través del lenguaje escogido, de las imágenes seleccionadas y de los fondos musicales utilizados.

El texto publicitario y el eslogan

Como técnica publicitaria el eslogan es fundamental dentro este tipo de texto. Tiene un papel muy importante al apoyarse en la repetición y al recurrir a la síntesis, diciendo en muy pocas palabras y de forma abrupta. Para prevenir el cansancio o la monotonía, es frecuente avería de detalles sin afectar la imagen esencial de lo que queramos.

En el lenguaje publicitario, es frecuente el uso de la polisemia y de la homonimia, el paralelismo sintáctico, los juegos de palabras y los juegos fonéticos. La publicidad crea / inventa nuevas palabras, combina proverbios y aforismos, usa grafías extrañas (por analogía con palabras conocidas) y usa frases ambiguas.

Algunos ejemplos que han funcionado muy bien y son conocidos a nivel mundial son “Just do it” de la marca de ropa deportiva Nike. “Think Different” de la marca de tecnología Apple. “Porque tú lo vales” de la marca de cosméticos L’Oréal. También hay un tipo eslogan publicitario un tanto más largo pero igual de efectivo. Algunos ejemplos son el de la tarjeta MasterCard, “Hay cosas que el dinero no puede comprar. Para todo los demás existe MasterCard”. O el de los chocolates M&M que dice, “El chocolate se derrite en tu boca, no en tu mano”.

Funciones de lenguaje y de texto publicitario

Otra característica actual del texto publicitario está ligada a las funciones del lenguaje individual o en conjunto. Estas funciones pueden ser:

  • Referenciasl: el mensaje denota cosas reales, enfoca el objeto dejando de lado el emisor y el receptor.
  • Emotiva: el emisor habla de sí mismo, usa la primera persona.
  • Conativa o imperativa: fuerte llamado de atención al consumidor (representa una orden) da vida y personalidad al objeto anunciado.

Funciones del lenguaje en el texto publicitario:

  • Fática: el texto simula despertar emociones, intenta acercarse al interlocutor, abrir un canal de comunicación, se presenta como una conversación con el interlocutor.
  • Metalingüística: el mensaje elige otro mensaje para el objeto.
  • Estética o poética: creada para ser ambigua y atraer la ansiedad del destinatario por la forma, por la estética o la belleza.
Texto publicitario: qué es, características y cómo hacer uno
4.1 (81.82%) 11 votes